Caciquismo y Contrarrevolución en el Estado Lara IV

Asamblea Chucuta en los Malabares

Tamaquita, Comunidad de la Parroquia Tamaca, Municipio Iribarren, Estado Lara, 25 de octubre de 2012

En el Club los Malabares, curiosamente, se encontraba (no habían sido convocados para la reunión) el Vocero Principal de Seguridad y Defensa Integral, una Vocera y un Vocero de Administración, la Vocera de la Mesa Técnica de Energía y Gas, la Vocera del COPIS, el Vocero de Vivienda y Habitat, y la Vocera de Educación del Consejo Comunal “Pío Tamayo”. Su presencia se activó para acudir a la asamblea del eje metropolitano – áreas comunales: Macro Norte Tamaca.

Nuestra presencia ha sido perceptible para muchos y muchas de las asistentes al entremés del Club los Malabares, porque desde hace rato la Sala de Batalla “Ana Soto” ataca, miente y se interpone al liderazgo y a la administración exitosa del Consejo Comunal “Pío Tamayo”. Con esto queremos decir que los ataques y los infundios contra la ejemplarización de la gestión que corresponde al Consejo Comunal “Pío Tamayo” son planificados y decididos desde la Sala de Batalla “Ana Soto”.

Resultaría impráctico tanto para lectores como para la comunidad andar con cuentos que no puedan ser validados en la realidad concreta. Por este motivo hemos percibido que, en el Club los Malabares; también se encontraban, caprichosamente (un vocero y voceras, que si habían recibido convocatoria de la enlace política de la Sala de Batalla “Ana Soto”), favoreciendo posiciones políticas adversas a la unidad del Consejo Comunal “Pío Tamayo”: la Vocera de Deportes Educación y Cultura, la Vocera del Comité de Tierras Urbanas (CTU) y el Vocero de la Mesa Técnica de Agua. El contacto visual con ellos no nos sorprendió; sus actitudes y sus gestos tampoco nos sorprendieron. Como lo vemos… ellos han sido utilizados por la enlace política de la Sala de Batalla “Ana Soto” para dividir el Consejo Comunal “Pío Tamayo”. La enlace política tomó a quienes parecen más vivos o más líderes; los maneja a su antojo; metiéndoles ideas beneficiosas para la sala de batalla que representa; acaso no se dan cuenta, los ilusiona con cargos y buenas atenciones: ¡así logra engañar a la comunidad con representantes de la misma comunidad!

Esta manera de hacer política es contraria a las definiciones expresadas por el Consejo Comunal “Pío Tamayo”: la política ha de ser como siempre ha debido ser… transparente para el cambio del sistema de explotación capitalista y su sustitución por un estado de Producción Social Socialista… sin el control que pretenden los operadores políticos insanos. ¿Por qué un estado de Producción Social Socialista? Porque, quienes con oídos sordos y subterfugios no se involucran con las palabras del Comandante Presidente, Hugo Rafael Chávez Frías: “Viene inspección, inspección y más inspección; inspección imprevista”… No se han dado cuenta que todos los días somos más los que no creemos en la politiquería que muchos y muchas representan… hasta cuando siguen con la política de engaños y agresiones realizadas desde ciertas instituciones representativas.

Estaríamos satisfechos si averiguáramos porque politiqueros y politiqueras de oficio, pretenden liderar una comunidad desde las arbitrariedades ejecutadas por la Sala de Batalla “Ana Soto”. Será porque saben que cuanto mas explotan en cantidad e intensidad, mayor poderío económico adquieren. De eso se trata cada vez que sus intereses políticos y financieros crecen… intuyen que el poderío económico les permitirá crear otros mecanismos de dominación política e ideológica. No sabemos quién se sirve de la estructura política de la sala de Batalla “Ana Soto” ni siquiera quién los elige ni desde dónde los eligieron para mantener las comunidades constantemente divididas o no queremos saberlo… muchas veces han verbalizado quién es su jefe y de donde adquieren los beneficios políticos que no pueden ser señalados abiertamente. Una propuesta estaríamos a bien realizar: Porque no revisamos públicamente los libros contables, los proyectos y todas las rendiciones de cuentas del Consejo Comunal “Pío Tamayo”, del Consejo Comunal “Independencia” y los activos y pasivos de Sala de Batalla “Ana Soto”: incluiríamos en esta proposición cuantos beneficios devengan como ensambles políticos. Entonces, si nadie tiene nada que ocultar… Por qué no nos revisamos públicamente en la Defensoría del Pueblo y nos hacemos Contraloría Social in situ a nosotros mismo… una vez mas, porque no rendimos cuentas públicas; obedeciendo el Art. 35, de la Ley Orgánica de los Consejos Comunales o es que acaso no sería saludable imaginar y aceptar una rendición de cuenta pública ante la Defensoría del Pueblo del Estado Lara.

Regresemos a la malabárica función y pensemos que las experiencias vividas son las que van determinando nuestra conducta individual. La intención primaria del entremés escenificado en el Club los Malabares fue la exposición del diagnóstico de las necesidades más emblemáticas de cada sector territorial en una zona determinada con anterioridad. Hasta aquí todo lo relatado está muy bien si la práctica del Club los Malabares no fuera la práctica del control territorial pretendido por la Sala de Batalla “Ana Soto” una y otra vez hasta el descaro.

Esta política no viene del Poder Popular viene impuesta por unidades de control político administrativo que pretenden; inspirados por la cultura del engaño político, engañar a un pueblo tantas veces engañado como ellos quieren seguir engañando… legitimando el engaño, en un remedo de Asamblea de Ciudadanas y Ciudadanos sin convocatoria pública previa. Sin embargo, pretendieron una intención encubierta: exhibir a un vocero y una vocera en la presentación del diagnóstico sin el conocimiento de los voceras y voceras del Consejo Comunal “Pio Tamayo” en pleno.

Según se tiene conocimiento, la Vocera del Comité de Tierras Urbanas (CTU) afirmó: fui convocada a una reunión política (no aclara si como representante del Consejo Comunal “Pío Tamayo” o como esquirol que destruye el consejo comunal desde adentro) donde se me informó que… se necesitaba, elegir rápido, un vocero y una vocera como representantes y presentadores de las prioridades del área territorial que les correspondía. En caso contrario, el Consejo Comunal “Pío Tamayo” se quedaría por fuera… sin representación. Acto seguido y para que la comunidad no saliera perjudicada con firmeza y espíritu enaltecedor, la Vocera del CTU convocó, con las limitaciones del caso… la asamblea de ciudadanos y ciudadanas. En dos oportunidades, especificó que no hubo quórum un par de veces, pero (fortuitamente) la tercera convocatoria pudo ser efectiva con la asistencia de setenta y cinco personas. En esa asamblea realizada por la Vocera del CTU… fueron elegidos el vocero y la vocera, que representarían al Consejo Comunal “Pío Tamayo” en el entremés escenificado en el Club los Malabares. Claro está, que en la reunión del Club los Malabares no se cursaron convocatorias para todos los representantes del Consejo Comunal “Pío Tamayo” aún siendo la comunidad muy pequeña; tampoco fueron presentados los soportes que legitimaban la elección de la vocera y el vocero que se ratificaron en el Club los Malabares.

A esta altura del entremés las filiaciones de la conciencia, conformadas por la opresión pasan a formar parte de la conciencia conducida para legitimar arbitrariedades intencionadas, es decir, adquiere funcionalidad la politiquería y la falsificación de una Asamblea de Ciudadanos y Ciudadanas… cada vez que frustran la participación plena, haciendo de jefa o jefe de clan político – administrativo: si no aceptan esta manera de representación no les irá nada bien; no recibirán recursos ni beneficios de vivienda ni nada… no se puede creer que a estas alturas no estén al corriente que todo es político y que todo pasa por lo que se desea en la Sala de Batalla “Ana Soto”. Buena contradicción la representada para el ocultamiento de las finalidades que obvian en el Club los Malabares:

  • La agenda informativa de los motivos de la convocatoria de la Asamblea.
  • El Acta de Asamblea de Ciudadanos y Ciudadanas donde se informa el motivo de la Asamblea.
  • Los panfletos donde se hicieron efectivas las tres convocatorias en sitios emblemáticos de la comunidad: cancha deportiva, escuela, Casa Comunal, Mercal, etc.
  • El irrespeto a la Ley Orgánica de los Consejos Comunales.
  • ¿Por qué si en Romeral hay una Casa Comunal la Asamblea de Ciudadanos y Ciudadanas se hace en un club privado?

Fijémonos, por ejemplo en estos artículos de la Ley Orgánica de Consejos Comunales:

Artículo 4. Numeral 2. Ámbito Geográfico: es el territorio que ocupan los habitantes de la comunidad, cuyos límites geográficos se establecen o ratifican en Asamblea de Ciudadanos y Ciudadanas de acuerdo a sus particularidades y considerando la base poblacional de la comunidad.

Es que acaso, los ámbitos geográficos de los Consejos Comunales “Independencia” propiedad de la enlace política de la Sala de Batalla “Ana Soto” y El Consejo Comunal “Pío Tamayo” son los mismos según lo establecido en el articulo 4, Numeral 2, de la Ley Orgánica de Consejos Comunales: si es si o si la respuesta es no… ¿Alguien puede responder esta pregunta en algún ministerio o institución? Muy a pesar que nuestras voces no estén siendo oídas y qué catorce años después de la asunción al poder del Comandante Presidente, Hugo Chávez Fías, seguimos pie en tierra creyendo en la transición socialista instruida en el Plan Patria 2013 – 2019.

La política tal cómo la utilizaron en el Club los Malabares no nos rinde ningún beneficio. Y esta política… a la que nos referimos, tiene una metodología muy clara; incorporada a las comunidades de la Parroquia Tamaca desde la Sala de Batalla “Ana Soto”… falta saber a quién responde esa trampajaula. El proyecto para destruir el Consejo Comunal “Pío Tamayo” por insignificante que parezca, se incorpora a la comunidad como una técnica de ensañamiento, sistematizada para incitar la cultura del pleito y las agresiones, los amedrentamientos y la intervención policial que produce terror colectivo.

Cuando la comunidad entra en una crisis estacionaria como la producida en el Club los Malabares; esta comunidad a la que nos referimos, debe hacer un esfuerzo para salir de toda la injusticia pasada y presente, incorporándose a la construcción de una comunidad justa y libertaria. Así como la conciencia crítica lo transmite en la realidad legislativa concreta:

Articulo 4. Numeral 6. Vocero o vocera: es la persona electa mediante proceso de elección popular, a fin de coordinar el funcionamiento del Consejo Comunal, la instrumentación de las decisiones de la asamblea de Ciudadanos y Ciudadanas.

Artículo 44. El ciclo comunal en el marco de las actuaciones de los consejos comunales, es un proceso para hacer efectiva la participación popular y la planificación participativa que responde a las necesidades comunitarias y contribuye al desarrollo de las potencialidades y las capacidades de la comunidad.
Se concreta como una expresión del poder popular a través de cinco fases: diagnóstico, plan, presupuesto, ejecución y contraloría social.

Articulo 48. El consejo comunal manejará recursos que son los expresados en unidades monetarias propios o asignados, orientados a desarrollar las políticas, programas y proyectos comunitarios establecidos en el plan comunitario de desarrollo integral, se clasifican en:

  • Recursos retornables: son los recursos que están destinados a ejecutar políticas, programas y proyectos de carácter socioproductivos con alcance de desarrollo comunitario que deben ser integrados al órgano o ente financiero mediante acuerdo entre las partes.
  • Recursos no retornables: son los recursos financieros para ejecutar políticas, programas y proyectos con alcance de desarrollo comunitario, que tienen características de donación, asignación o adjudicación y no se reintegran al órgano o ente financiero y a la unidad Administrativa y Financiera Comunitaria.

Las consideraciones temáticas constituyen el fundamento básico para dar principio al Estado Comunal. No se puede concebir la elección de un vocero o vocera sin los procedimientos instruidos por la ley. Supongamos que asistimos a una asamblea y no conocemos como debemos elegir un vocero o una vocera aunque exista una ley que determina los procedimientos a seguir… temamos que no hemos leído la ley y que, amamos la representación política… y qué además le creemos a la enlace política impuesta por la Sala de Batalla “Ana Soto”. ¿por qué y para qué?

Es posible penetrar profundamente y domesticar los problemas sentidos por la comunidad. También es posible descubrir otros problemas que aún no afloran en la conciencia revolucionaria; a la hora de asistir a una representación teatral como la escenificada en el Club los Malabares. Escenario en el qué no se respetó la presencia de la comunidad ni la particular visión del mundo que emanan de las leyes que inspiran el Estado Comunal. Una vez plasmadas y acordadas todas la problemáticas comunitarias aparecen los y las protagonistas de este entretenido entremés bañado de colonialismo cultural:

Entremés 1

Primera Escena

Debemos apurarnos rápido mientras más rápido actuemos menos testigos inoportunos van a llegar.

Enlace Política.- ¡Hay que pasar al punto de la elección del vocero y la vocera que van a representar al eje territorial 7 en número silábico macro C mayúscula guión norte!

La abogada.- Los voceros postulados son: la enlace política y aquel desconocido que permanece pegado a la pared.

Voz en off.- Se acerca la enlace política, y habla al oído de la abogada.

La Abogada.- Si alguien más se quiere postular que pase adelante… por votación se hará la elección.

Voz en off.- Haciendo que habla a la persona que está a su derecha.

Los ahijados.- Lo conoces parece asustado.

Las ahijadas.- No, no está asustado. Creo que es mudo o extranjero. De esos que traen al Romeral III. Dicen que no se bañan.

Juventud del PSUV.- Bueno, alguien será (pausa) quien más quiere participar.

Enlace política.- De los voceros que van a ser postulados solo votará uno y sólo uno. Son dos como dice el reglamento. Una mujer y un hombre… pero sólo votará una.

Promotora Social de la Alcaldía.- Ah!… la enlace política de la Sala de Batalla “Ana Soto” no se puede postular porque es enlace político.

Voz en off.- Comienzan a discutir los organizadores entre sí: la Enlace Política con la Juventud del PSUV. La algarabía no me deja ver y la gallera es de todos contra todos.

Juventud del PSUV.- La Vocera aquella que esta allá

Voz en off.- permanece ensimismada en sus pensamientos o se hace la loca…

Juventud del PSUV.- Es la promotora de la comuna en construcción… yo tengo información que los enlaces no se deben postular para voceros o voceras de cualesquier comuna.

Enlace Política.- De los voceros que van a ser postulados solo votarán a uno y sólo una.

Voz en off.- Mírenla caminando como una señora feudal. ¡Mírenla!

Enlace política.- La figura de enlace es pasajera. Muy a sus pesares tengo varios años como enlace de todo cuanto se quiere controlar en la zona. Quiero que estén al tanto de que no existe lineamiento escrito que prohíba mi postulación.

La abogada.- Yo soy abogada y ningún artículo pasado o presente prohíbe que nuestra Enlace Política más satisfactoria sea la vocera para la comuna en construcción.

Voz en Off.- Muchos de los asistentes no comprenden que pasa, otros se asustan, unos escuchan, otros gritan.

La Abogada.- El pueblo manda y es el pueblo quién decide, la mayoría…

Voz en off.- ¡Guauuu!, esta actuación merece un premio.

La Abogada.- La mayoría decide.

Vocera 1.- No se salgan de las reglas.

Voz en off.- La enlace política inicia una discusión con la Vocera 1. También intervienen Juventud del PSUV y la Abogada.

Juventud del PSUV.- ¡Las actas de la asamblea se pueden regresar si no cumplen los lineamientos establecidos por la ley!

Voz en off.- El coro traído y manipulado por la Enlace Política se exaspera.

Juventud del PSUV.- ¡Oigan, por favor!

Voz en off.- Gritan como fanáticos y fanáticas de un partido de futbol.

Los Ahijados y las Ahijadas.- Enlace política, enlace política, enlace política, ra, jo, nas, ra, jo, nas, ra, ra,ra, raaaaa!!!

Vocera 1.- Pertenece a la sala de batalla y por lo tanto no puede ser postulada.

Enlace política.- No hay reglamento alguno… eso es cosa de los que no me quieren por no ser monedita de oro.

Voz en off.- Entran sigilosos el Fondo Federal de Gobierno y el Ministerio del Poder Popular mientras la Enlace Política los ve… desesperándose.

Enlace Política.- Solo los voceros deciden… solo los voceros presentes deciden… ninguna institución puede sabotear la asamblea, no lo permitan

Voz en off.- Dirigiéndose al grupo que trajo!

Enlace Política.- Que nadie sabotee, ninguna ley prohíbe que yo… la mejor enlace política parida en el estado Lara se postule a vocera para la conformación de la comuna.

Voz en off.- En este momento, los organizadores del grupo traído y manipulado por la Enlace Política; obedeciendo la orden de su padrino político, impiden que los testigos institucionales aclaren todo lo concerniente a la elección de los voceros.

Este entremés continuará…

Caciquismo y Contrarrevolución en el Estado Lara III

El sistema de vigilancia política de la cultura occidental dominante, infiltra y acosa la conformación de la comuna en la República Bolivariana de Venezuela. Detener el Estado Comunal, es el objetivo esencial del Imperialismo estadounidense al no encontrar eco desestabilizador el pasado 7 de Octubre.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

La victoria del Presidente, Hugo Rafael Chávez Frías multiplicó la posibilidad de ser escuchado en la Patria Grande. Sin embargo, este nuevo triunfo plantea la tarea de participar activa y eficientemente en la construcción del Estado Comunal. Inexcusablemente… los pueblos de la Patria Grande, sólo se habían acercado a la inspiración socialista electoral; cuándo la victoria de Salvador Allende… victoria tan pero tan abrumadora como abortada fue: jamás se había contrariado al imperialismo como el año 1970, jamás se heredó con tanto sentimiento de libertad y fuerza la victoria del 7 de Octubre pasado, jamás habíamos sentido la responsabilidad histórica del cambio social como lo expresan hoy día y todos los días todos los caídos y los desaparecidos, los torturados y los asesinados de nuestra Patria Grande… jamás un paso atrás, jamás.

Precisamente a la victoria electoral lograda el pasado 7 de Octubre, se debe el atroz ataque que los gobernantes reformistas arman contra los consejos comunales. El aparato ideológico y el aparato político conducido desde la cultura de la corrupción social demócrata y demócrata cristiana, consciente e inconscientemente, le asigna a las instituciones gubernamentales, las organizaciones políticas, los movimientos civiles, las políticas, las organizaciones paramilitares y las salas políticas; las arbitrariedades que deben ocasionar para convertir los consejos comunales en suplementos clientelistas de quienes sabotean la consolidación del Estado Comunal.

Ante esta situación, debemos confesar que, el Poder Político; que hará posible la transición socialista y el Estado Comunal no nos lo concederá nadie, por lo tanto, debemos conquistarlo y organizarlo para imponer los cambios que favorece la ley: tomar el poder político es la esperanza de una vida mejor, en que nuestros pueblos conquistarían los derechos, los deberes y las libertades pisoteadas durante siglos de explotación. En 1905, Lenin escribió: “Será una literatura verdaderamente libre, porque quienes se incorporen a ella no lo harán atraídos por el interés material ni por el afán de hacer carrera, sino por la idea del socialismo y por la simpatía hacia los trabajadores.” 1

La estructura ideológica capitalista; basándose, en la acumulación de dinero, el individualismo, la propiedad privada de los medios de producción y los partidos políticos de oposición. Trabajarán en conjunto para desestimar la importancia histórica de los cambios que ya se produjeron y los que se van a producir en el Plan Patria 2013 – 2019. Consecuentemente, los consejos comunales y las comunas tienen que destrozar las cadenas de la opresión y los sentimientos comprensibles de lo sentido y lo sufrido, entendiendo las serias objeciones críticas que posee en su seno. No sin antes preguntarse:

  • ¿Si la formación de las comunas debe ajustarse a las leyes del Poder Popular; cuándo… los consejos comunales conquistaremos el Poder Político que profundizará el Estado Comunal… cuándo?
  • ¿Cuándo dejaremos atrás las perversiones instituidas por cuánto aspirante a jefe o jefa aparece o reaparece en el ámbito de la transición socialista?
  • ¿De que hablamos cuándo desarrollamos la conciencia en los ámbitos del criticismo? Acaso hablamos de cómo enmendamos el error o las injusticias, impuestas por los males causados a terceros con artimañas y tácticas que desvanecen el sentido crítico de la conciencia revolucionaria.
  • ¿De qué carajo hablamos cuándo la crítica genera contradicción en lo verídico y lo simulado; que a la vez produce una crisis cargada de complicidad y solidaridad, hacia los criterios y los hábitos de gobierno, falsificados?
  • ¿De qué hablamos cuándo no somos capaces de detener la carnicería y la inmundicia que la Sala de Batalla “Ana Soto”, el Consejo Comunal “Independencia” y la Escuela Media Jornada “Romeral III”, arman contra el Consejo Comunal “Pio Tamayo”? Estrategia practicada para controlar y administrar los beneficios (presupuestos) que las instituciones asignan en el ámbito territorial del Consejo Comunal “Pio Tamayo”.

Es necesario, en contiendas políticas y conflictos territoriales que las instituciones de gobierno involucradas con los consejos comunales y las comunas sean verdaderos testimonios revolucionarios. Plasmando en ese sentimiento… los imperativos del criticismo y la demanda social llena de socialismo vital. Las instituciones no son como las pintan menos como las dibujan. Por Ejemplo: ¿Qué hace fundacomunal protegiendo un sistema de organizaciones socialrevolucionarias, deshonestas?… conformadas desde el núcleo de las bases revolucionarias; por eso y para eso… ¿fundacomunal funge de Celestina y patrocinante de la Sala de Batalla “Ana Soto”?… por eso y para eso… ambos, se mimetizan y se acercan a la base revolucionaria que detestan; manipulando la naturalidad y las necesidades producidas por largos años de explotación.

Estas organizaciones creen y hacen creer, que las comunidades, históricamente explotadas, son dormitorios de haraganes sin pensamiento ni razón; creen que si se les da un beneficio hacen mal uso del mismo. Por qué piensan así…por qué piensan que los consejos comunales son protervos para administrar mientras los enlaces políticos y sus condiciones éticas retorcidas… son celebradas y ofrecidas como administradores territoriales. Bajo la manipulación de estas premisas propagan la tesis, que ellos y sólo ellos, mimetizados e incorporados como sujetos inescrupulosos son capaces de administrar en el área territorial de su dominio político… así lo expresan después de pensarlo para luego elaborar políticas encubiertas desde una entidad indebida que divide las comunidades en beneficio propio; imponiendo una serie de enlaces políticos que intervienen los presupuestos destinados a los consejos comunales. Es la misma entidad que impuso un enlace – propietario – de un consejo comunal para realizar la tarea de administración de ámbitos geográficos que no le corresponden: entidad que compró voceras y voceros, amedrentó y arengó agresiones físicas y verbales. Todo para dividir y enlodar la gestión ejemplar del Consejo Comunal “Pio Tamayo”.

Estas políticas verbalizadas e impuestas por protagonistas políticos inescrupulosos son la continuidad, nominal de una estructura política que no termina de morir. Esta, la sala de batalla de las contradicciones fue constituida por funcionarios y funcionarias con intereses propios e individuales. Ellos y ellas engendran una quinta columna de socialrevolucionarios; constituidos… en sí mismos, como una deformación de la política y un enclave de disidencias que obstaculiza el pleno desarrollo de cualesquier proceso de emancipación socialista. Es así que llegamos adonde, cada uno de las y los poderhabientes de la Sala de Batalla “Ana Soto” (imagino que hay excepciones), fueron asignándose áreas con distintas formas de propiedad territorial.

El camino hacia el Estado Comunal es la vía de una lucha prolongada desde la autoorganización de la comunidad, y el consejo comunal: capacidades, experiencias, preparación y realización. De estos valores, revolucionarios… tras sacudirnos el yugo ideológico del capitalismo, cabe perfectamente la contradicción expresada por el Rey Lear:

“… ¿Por qué golpeas a esa prostituta? Registra tu conciencia. ¿No cometiste tú mismo con ella el crimen que ahora castigas? El usurero hace ahorcar al falsario. Los pequeños vicios traslucen a través de los andrajos de la miseria; más las finísimas pieles y los trajes de seda lo ocultan todo. Dale al vicio un broquel de oro y la espada de la justicia se quebrará contra él, sin mellarlo; pero cubre su broquel con andrajos y un pigmeo lo atravesará con una simple paja…” 2

La comunidad adormitada por una mentalidad de servidumbre política, organizada por los medios de comunicación radioeléctricos y los partidos políticos, no es capaz, todavía… de gobernarse en su ámbito territorial. Muestra de ello son los enlaces políticos impuestos al dedillo de oscuros intereses por la Sala de Batalla “Ana Soto”… ¿a dedo y con el dedo se actúa en las comunidades dominadas por estos falsificadores de la transición socialista… con el apoyo de fundacomunal y otros ejecutante?

Hora de recreo en la escuela de Romeral

¿Cuánta confabulación pesa y se distribuye en la Escuela Media Jornada “Romeral III”…contra el Consejo Comunal “Pio Tamayo”? ¿Cuánta maquinación está relacionada con la podredura que distribuye la Sala de Batalla “Ana Soto”?: money, dinero, negocio, mordida, diezmo, asalto, robo, entuque, escapero, choro, corrupto, corrupta y corruptela. Algunos por ejemplo se han aprovechado de la política pública para adquirir beneficios, mediante la creación y aplicación de estrategias injustas y contrarrevolucionarias. Para examinar esta realidad que constituye uno de los problemas más irritantes a la hora de conformar el Estado Comunal, vamos a problematizar la palabra generadora, “revolucionaria y revolucionario” a partir de la creación de la comuna. Ejemplo:

  • ¿Qué diferencia hay entre la política social demócrata, el interés financiero de la Sala de Batalla “Ana Soto” y la transición “revolucionaria” propuesta en el plan Patria 2013 – 2019?
  • ¿Cómo puede legitimarse un consejo comunal revolucionario si los beneficios para su desarrollo territorial son intervenidos desde la Sala de Batalla “Ana Soto” u otras instancias?
  • ¿Debe preocuparse el Ministerio del Poder Popular para las Comunas y Protección Social en dar una formación técnica “revolucionaria” a las comunidades in situ?
  • ¿Será “revolucionario” qué el Ministerio del Poder Popular para las Comunas, ante las arbitrariedades que comete la Sala de Batalla “Ana Soto”, actúe como público asistente a una película de ficción?
  • ¿Por qué no hay en la Sala de Batalla “Ana Soto”, “revolucionarias y revolucionarios” preparados para preparar las comunidades en las tareas organizativas propias de la conformación del Estado Comunal?
  • ¿Qué sucede cuándo la política “revolucionaria” asumida desde Ministerio del Poder Popular para las Comunas y la Sala de Batalla “Ana Soto” se confunde con la politiquería practicada en la IV república?

Esto no ocurre en el Municipio Iribarren, ni en el Estado Lara por amor al arte sino por lo podrida que estaba la ex Junta Parroquial de Tamaca: Sala de Batalla “Ana Soto”. Como antes reflexionamos…: eso no se hace por amor al arte. Se hace por cálculo. Todo lo que degenera una actividad política; todo lo que genera perfidia se calcula en el tiempo donde se toman los espacios territoriales de interés. ¿Qué se le va hacer? Dirán con fingida consternación los que calcularon hacer del Consejo Comunal “Independencia” una unidad de control financiero, mejor dicho… ¡una caja chica efectiva!… como lo vociferan, sonriendo irónicamente; una vez que gobernaron los beneficios de vivienda que correspondían al diagnóstico realizado por el Consejo Comunal “Pio Tamayo” 3: no sin antes manifestar que esa decisión fue emanada por el padrino político que los protege y al cual se corresponden: es hora que, el Ministerio del Poder Popular para la Comuna 4, la Sala de Batalla “Ana Soto”, y la Escuela Media Jornada “Romeral III” cumplan la finalidad de ayudar a resolver los problemas que produce la sociedad capitalista; por lo tanto, no deben ser creadores de problemas ni domesticadores políticos de oficio; menos, beneficiarios de los que ostentan poder político omnímodo en contra de la consolidación del Estado Comunal.

Efectivamente, ¿Por qué tanto interés en administrar áreas territoriales y paralizar la gestión ejemplarizante del Consejo Comunal “Pio Tamayo”? ¿Será que la Cancha Deportiva se ejecutó con brigadas de trabajo de producción social y eso es un mal ejemplo socialista? ¿Será qué, una enlace política de la Sala de Batalla “Ana Soto” no pudo, quedarse como se intentó con la mitad de los tanques de agua como ella lo codiciaba 5? O acaso… será, que el Consejo Comunal “Pío Tamayo” no se asoció con negociantes afines a la Sala de Batalla “Ana Soto”.

DSC02782

De una u otra forma, las afrentas y la violencia generada contra el Consejo Comunal “Pio Tamayo” deben ser interrumpidas. Por término medio, le corresponde a ciertas instituciones la interrupción de esta situación. En lo fundamental, la violencia cuándo no se asume como parte integrante de la responsabilidad institucional hace de toda institución cómplice activa de la misma.

1 V. I. Lenin. Obras Completas, t, 10, pág. 43. Cartago, Buenos Aires, 1969.
2 El Rey Lear (Acto IV, Escena 6), 1989 Ediciones Cátedra  traducción del Instituto Shakespeare, THE COMPLETE WORKS Editor Stanley Wells. Clarendon Press, Oxford, 1989.
3 La prioridad para la selección de los beneficiarios es: familias que habitan en refugios, familias con discapacitados y adultos mayores, familias múltiples. Jamás se habló de: asignaciones políticas según los intereses de politiqueros.
4 Reflexión del Comandante, Hugo Rafael Chávez Frías: “Ahora, la autocrítica; en varias ocasiones he insistido en esto, yo leo y leo, y esto está bien bonito y bien hecho, no tengo duda, pero dónde está la comuna. ¿Acaso la comuna es sólo para el Ministerio de las Comunas? Yo voy a tener que eliminar el Ministerio de las Comunas, lo he pensado varias veces, ¿por qué? Porque mucha gente cree que a ese ministerio es al que le toca las comunas. Eso es un gravísimo error que estamos cometiendo. No lo cometamos más. Revisemos. Firmé un decreto creando algo así como ente superior de las comunas”.
5 Compra y distribución de tanques de 900 litros a la comunidad romeraleña. Presupuesto conferido por SAFONAC. El certificado de transferencia de recursos fue para la dotación de ciento cincuenta (150) tanques. Al final se compraron doscientos treinta (230) tanques, logrando la donación de cuatro (04) bombas ½ HP al Consejo Comunal “Pio Tamayo”.

Caciquismo y Contrarrevolución en el Estado Lara II

Reformismo Socialrevolucionario

Conociendo las contradicciones que produce la conciencia crítica, podemos especular la existencia de privaciones entre el Poder Popular y los conjuntos políticos de dominación partidista. Para comprender esta contradicción debemos sospechar la presencia de grupos de oposición activa, organizados para interrumpir el crecimiento sostenido del Poder Popular. Debido al carácter de la politiquería practicada en el contexto del capitalismo y bajo la presión antagónica de la socialdemocracia.

En este sentido, desde una perspectiva estructural, la politiquería socialdemócrata se transforma en un activo antagónico útil para su propio crecimiento dentro del ordenamiento institucional; luego que asume el rol de esquirol en las estructuras gubernativas que integra. Sabemos que el sistema económico institucional, al favorecer a un reducido grupo de privilegiados, profundiza el carácter de indecisión de la transformación socialista. Dada esta intromisión, la burocracia que dirige los estamentos institucionales se convierte en uno de los más grandes productores y permutadores de esquiroles. En estas circunstancias la burocracia institucional ocupa una posición clave en el proceso contrarrevolucionario. Por esto es que nos preguntamos: ¿qué clase de funcionario o funcionaria ocupa la Sala de Batalla “Ana Soto”? Porque este grupo de amigos va generando y desarrollando su expansión y su fuerza relativa dentro de los ámbitos del Poder Popular en el actual proceso de desarrollo socialista y porque las decisiones fundamentales para el desarrollo del Poder Popular son transpuestas del área de coerción política institucional al área político parlamentario. Su militancia relativa y sus mañas para la manipulación representan un interés específico en el conjunto burocrático estatal.

Se debe dejar muy claro que, algunas veces no existe correspondencia revolucionaria entre los intereses del componente burocrático y los intereses del Consejo Comunal en su ámbito geográfico. De este modo la trabajadora o el trabajador socialista deben resolver los problemas estructurales producidos por la tendencia dominante dentro del ámbito institucional mientras los mandamases ejercitan la dominación desde sus privilegios regionales.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

La estrategia hegemónica de los intereses de la burguesía gubernativa está enfrentada al Poder Popular en sus ámbitos geográficos y en la articulación institucional. Esta situación en extremo contradictoria acrecienta las zancadillas que acentúan la identificación ideológica socialdemócrata institucional, esencial para la comprensión de la contradicción entre la Sala de Batalla “Ana Soto” y el Consejo Comunal “Pío Tamayo”.
La contradicción es muy simple, se refiere a los intereses dominantes defendidos por la Sala de Batalla “Ana Soto” al actuar como centro hegemónico y gendarme dependiente de la politiquería en el estado Lara. Esta condición produce un problema político para el fortalecimiento del Poder Popular y para la estructura interna del Partido Socialista Unido de Venezuela en el estado Lara.

En la lógica interna de la politiquería, la Sala de Batalla “Ana Soto” es sólo un peón más de los que se benefician y viven de las políticas públicas y de la maquinaria electoral. Y a través de la politiquería ven el mundo socialista, bien desde una perspectiva elitista de privilegios, bien problematizando el ámbito territorial del Consejo Comunal “Pío Tamayo”; así de esa manera, pretenden beneficiar a otro consejo comunal por encontrarse inmerso en la totalidad de la estructura socialdemócrata y porque la cuentadante forma parte de la sala de batalla. Después de esta estrategia sólo les falta la sustitución de los voceros y voceras que no se han sumado a sus destrezas financieras.

Hace unos días una de los adláteres de la Sala De Batalla “Ana Soto”, clamaba en una asamblea de ciudadanos y ciudadanas que el dedo seleccionador de beneficios y beneficiarios tenía nombres y apellidos, y que era lo único en lo que ella creía. Sin percatarse de su confesión, habló del pasado reciente al hablar de conductas ajenas al socialismo; habló en primera persona como si detallara la ley aplicada por acción democrática y copei durante cuarenta años: ¡cada vez que el privilegio de unos cuantos, margina y esclaviza al Poder Popular genera riquezas y poder para la clase política dominante!

Se debe dejar claro que este análisis no debe prestarse a confusiones. La autonomía e independencia de la Sala de Batalla “Ana Soto” no existe, es un cogollo relativo y subalterno. Relativo porque su independencia está condicionada desde intereses ajenos al desarrollo del Socialismo Bolivariano. Por otra parte, es protagonista de la centralización y concentración de las políticas públicas destinadas al ámbito territorial del Consejo Comunal “Pío Tamayo”, por supuesto que no sé si esta práctica, relativa, es recurrente en otros ámbitos. Después de esta reflexión me parece que no hace falta desarrollar la paradoja del distanciamiento subalterno porque la Sala de Batalla “Ana Soto” es un aparato subalterno de una fracción.

Parte del colectivo que hoy conforma el Consejo Comunal “Pío Tamayo”, tiene años trabajando en el Romeral; como puede comprobarse si se jorunga la página web: http://www.red-romeral3.org.ve. De ahí la necesidad de romper con el concepto de adequismo que ha pretendido desconocer el Artículo 23, de la Ley Orgánica del Poder Popular: “Los órganos, entes e instancias del Poder Público promoverán, apoyarán y acompañarán las iniciativas populares para la constitución, desarrollo y consolidación de las diversas formas organizativas y de autogobierno del pueblo”. Según el artículo antes descrito, el fraccionalismo que producen algunos intereses dentro de la Sala de Batalla “Ana Soto”, mira al Consejo Comunal “Pío Tamayo” desde la perspectiva dominante y esta situación básica de control burocrático es la vieja forma que asume el capitalismo para hacernos dependientes y subdesarrollados. Por lo tanto no es admisible este tipo de conductas de grupos que se llaman a sí mismos revolucionarios. Este concepto de aprovechamiento personal conduce a una falsificación de la realidad y de los roles socialistas. Se torna imprescindible sustituir este desvarío por el concepto de compromiso revolucionario sin zancadillas ni fraccionalismos dominantes.

Para luchar contra la pandemia reformista el Poder Popular debe crear las condiciones necesarias para la unidad de los colectivos que luchan contra el capitalismo. Destacando que una parte integral de las organizaciones gubernamentales crecen; dejándose manipular, por el llamado “orden liberal democrático”.
El aparato ideológico y el aparato político son los pilares fundamentales de la opresión capitalista; estos pilares y el “orden liberal democrático”, son irreconciliables con la idea y la transición socialista propuesta en la República Bolivariana de Venezuela:

En materia de organización, el Poder Popular, logrará una dimensión política revolucionaria mediante el razonamiento de alianzas tácticas y estratégicas que conduzcan los principios de organización política, dentro del movimiento socialista de masas: auto organización, auto administración y auto gobierno. La transición socialista jamás se logrará desde las élites partidistas actuales ni desde las institucionales, tampoco se logrará si no se descuella el antagonismo fundamental de la economía de explotación capitalista. La labor institucional per se y la labor de base constituyen labores de igual importancia y legitimidad en la Revolución Bolivariana. Estas labores no deben ser intervenidas por las tendencias de los partidos políticos ni los intereses de grupos político – dominantes dentro del mismo. Lógicamente, el Poder Popular no puede aceptar métodos de alianza que se hagan cómplices del sistema de explotación capitalista ni militantes fieles al poder proseguido y disidente dentro del Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV).

Las circunstancias revolucionarias actuales incitan lo ilegítimo de la coerción institucional. Esta condición del devenir socialdemócrata se encubre bajo un sin número de restricciones reaccionarias y relativaciones seudo – revolucionarias. Es obvio, el distanciamiento político de la militancia socialrevolucionaria y los problemas que enfrentan para lograr objetivos políticos, y apoyo, en un amplio mercado en que el partido político constituye una parte de la militancia burocrática sin base ni comprensión de la realidad que inspira el Poder Popular.

Todos los problemas que ventila la socialdemocracia no son nada nuevos sino muy antiguos. En el caso actual, la ideología socialdemócrata requiere del Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV) para cocinar sus estrategias dentro y fuera del partido y dentro y fuera del aparato político de gobierno. Este movimiento requiere de la burocracia en las funciones de control administrativo y en las llamadas funciones políticas del dedo… constructor de cómplices beneficiarios y “seudo líderes”. Esta condición del antagonismo socialdemócrata queda definida en el discutido concepto de la doble estrategia, que infiltra al PSUV para posicionarse de las actividades de base como lo hace la Sala de Batalla “Ana Soto”, en la Parroquia Tamaca, Municipio Iribarren, del Estado Lara.

Nota: La Vocería de Administración del Consejo Comunal “Pío Tamayo” tiene a la disposición de cualquier persona o institución la verificación de los recursos transferidos al Consejo Comunal “: solvencias, puntos de cuenta de las obras acometidas y libros contables.

Todas y todos los patriotas en La Republica Bolivariana de Venezuela somos milicianos en permanente defensa del socialismo

¡Viviremos y Venceremos!